martes, 3 de enero de 2012

El Amor Nos Vuelve Estupidos

¡¡Hola Chic@s!!

¿Qué tal estáis? Hoy me gustaría compartir con vosotros una pequeña reflexión de un momento puntual de mi vida, donde el amor me volvío tonta y me hizo hacer estupideces...

Espero que os guste y debatamos...


El Amor Nos Vuelve Estupidos

A veces el amor nos vuelve tan estúpidos que tenemos que pensar fríamente los motivos por el cual actuamos como actuamos.

Hace unos años me atrajo un chico que me volvió loca, me engatuso enseguida y yo sentía que moría por tenerlo a mi lado, tanto que deje atrás mis propios valores.

Os explico, este chico me hacia tan feliz y me gustaba tanto, que aunque yo supiese que él veía en mi alguien con quien disfrutar un momento puntual, me dejaba llevar ciegamente. Yo sabía y era consciente de que este muchacho hablaba y “enamoraba” a numerosas chicas. No creía en el compromiso, ni en el amor, ni en la fidelidad y sin embargo, le entregue todo lo que una mujer puede entregarle a un hombre.

Recuerdo una noche que después de hacer el amor conmigo, no volvió a la cama, si no que tardo cinco minutos en conectarse y seguir hablando con otras mujeres. ¿Sabéis que se siente cuando algo así te ocurre? Me acuerdo que cuando me metí en la cama sentí unas ganas enormes de llorar y me sentía sucia por algo que había hecho con deseo y mucho amor. ¿Cómo alguien puede actuar así? También recuerdo que cuando él se metió en la cama para dormir, yo aun despierta, no supe decirle como me sentía por miedo a perderlo. Prefería estar ahí, en un segundo plano, a verlo lejos de mi vida. Que tontería, ¿no? Esa noche no dormí, tuve largas tentaciones de pasarme las horas acariciándolo y dándole todo el amor que tenia para él, pero no pude. Pase la noche mirando a la pared, con los ojos cerrados y escuchando sus suspiros de descanso por un largo día de pasión. Creo, que ni siquiera fue consciente de que me sentí dolida. Creo, que no se dio cuenta del dolor que me causo aquello. Creo que ni siquiera se paro a pensar en mí. ¡Qué ilusa! ¿Pero sabéis lo peor? Que por miedo a perderlo y a que se agobiaría conmigo, yo le animaba a conocer a otras chicas…

Con esta reflexión no pretendo culpar, ni dejar mal a este chico. De hecho, sé que la culpa fue mía. Él nunca me mintió, siempre me dijo lo que había, fui yo quien quiso ver más allá de la realidad. ¿Soy una tonta? Quizás, pero no puedo juzgarlo. Por aquellos entonces, él estaba pasando un mal momento emocional y le aterraba la idea de enamorarse de nuevo. Yo, quizás por mi cabezonería de que todo el mundo debe amar, me encerré en hacerle ver que todo puede cambiar y que una mala experiencia no es más que el principio de otra. Claro esta, que yo me equivoque. Cada persona necesita de un tiempo “estipulado” para poder pasar página y empezar de cero. Quizás mis ganas de correr, mis ganas de sentirme amada de nuevo, hizo que me cegara hasta el punto de no ver lo que este chico quería verdaderamente de mi.

¿Fui solo un “polvo” para él? Quizás, o quizás no, quien sabe. Solo lo sabrá él. A día de hoy creo que no es eso lo importante. Lo importante y lo que os intento hacer ver aquí, que muchas veces el amor nos vuelve tan majaretas que rompemos con los ideales que tenemos por más que lo neguemos.

En ese momento yo preferí darle todo mi ser si con ello pasaba una noche conmigo. ¡Una noche! Fui capaz de entregar lo que tanto me cuesta darles a otras personas que me ofrecen más, solo por sentirlo unas horas.

¿Qué pensáis vosotros? ¿Os ha pasado alguna vez algo parecido? ¿Habéis hecho algo en contra de vuestros valores? ¿Habéis amado hasta el punto de no querer ver la realidad?

Espero que si, solo así se aprende y actuamos con razón en nuestro futuro. Sé que me contradigo en esto, ya que siempre os digo que el corazón debe predominar a la razón, pero aunque me cueste aceptarlo, la razón nos ayuda a no hacer idioteces y que por más que amemos, debemos saber como, a quien y hasta donde.

Yo cuando pienso en este chico, ahora fríamente, tampoco me arrepiento de lo que hice. Por un lado sé que fui una tonta y que me podría haber ahorrado las lágrimas y el malestar que aquello me causo, pero por otro, sé que al menos sentí lo que hice. Y cuando se siente, no tienes de que arrepentirte. Si este joven no supo ver todo lo que hubo en mí aquella noche, él se lo perdió, no yo. Yo fui sincera, yo hice lo que mi corazón deseaba y aunque luego me sentí utilizada, aquellos minutos que duro nuestra relación, fui suya. ¿Soy tonta buscando consuelo donde no lo hay? No lo sé, decírmelo vosotr@s.

Espero que me contéis alguna situación parecida, o que me entendáis y me deis vuestro punto de vista. Ya ha pasado mucho tiempo de esto, pero aun busco consuelo para no creer que soy tan tonta como creo.

¡¡Un beso y Hasta Pronto!!

8 Corazones:

Sherezade dijo...

Hola Astarielle!

No pienso que fueras una tonta, es más pienso que aunque en el fondo tu supieras lo que había, fuiste valiente por apostarlo todo por ese chico. Es como el dicho "Quien no arriesga no gana" tu lo intentaste e hiciste lo que sentiste. Si no lo hubieses intentado te quedarías con la duda y creo que la incertidumbre es peor. Además de todo se aprende y seguro que esto que te paso te sirvió para hacerte más fuerte y no volver a caer en el mismo error.

Yo pienso que he tenido mucha suerte porque nunca me he visto en una situación así, ya que la única vez que me he enamorado de verdad ha sido de mi pareja actual, y todavía sigo y mucho =P

Muchos besitos guapa! =)

Alviss dijo...

Estoy de acuerdo con Sherezade.
Me paso ¿algo parecido? No, justo lo mismo.
Tenía un amigo que, aunque lo negase, me empezó a gustar y quedamos como amigos con derecho a...Él tuvo una mala relación con anterioridad, todo hay que decirlo, y no quería nada.
Yo sabía lo que había, pero arriesgué.
Cuando terminamos, se fue derecho al ordenador a ver videos chorras XD
Pero al igual que tu, yo sabía a lo que iba y lo que iba a ocurrir.

Aun así, seguimos siendo amigos por que en verdad, él no hizo nada malo. Actuamos según lo acordado pero, las mujeres seomos tan ilusas y taaan emocionales...
Y los hombres son taaaaan simples XDD

Y como dice la compañera de arriba, si no lo hubieses intentado, te hubieses quedado con la duda.
Y chica, una experiencia nueva. Así has aprendido lo que otras no saben. Hay que mirar las ventajas, lo bueno que nos hemos llevado del pasado porque si no, nos amargamos.

Si quieres un día nos ponemos a rajar de hombres por messenger o facebook, estoy dispuesta jajajajaja

Alviss dijo...

Y tonti, no pienses que te he bloqueado ni nada.
¿Cómo iba a hacerlo? ¿Es que me has hecho algo?
Besitos guapa, y haber si envío la carta las reinas magas.

Mayte Esteban dijo...

De las tonterías que hacemos siempre se aprende algo. Es con lo que hay que quedarse. Y como te dicen ellas, si te quedas con la duda, si no apuestas por lo que crees en un momento determinado, siempre te lo estarás echando en cara.

Yo nunca he hecho algo así porque seguramente no se dio la circunstancia. Cuando me enamoré de verdad fue de quien hoy está conmigo y sigue ahí.

Un besote.

Astarielle dijo...

La verdad xicas k to lo k habeis dixo es lo k siempre krei yo, xo tenia miedo al haberme ekivokado. Me alegra saber que hubieseis actuado como yo, gracias.

Mil besitos wapis!!

Aydel dijo...

Wow me sorprende leer esto.
No creo para nada que seas una tonta, la verdad es que sí, el amor nos hace hacer locuras. Yo lo he visto con mi propios ojos. Ahora claro, nunca lo he vivido...
Un besote!

Astarielle dijo...

Yo en su dia no lo krei, ahora lo dudo...:(

.NeiKeL *^^ dijo...

Yo estaba enamorada de mi mejor amigo que tenia novia, pero siempre tuvimos tensión sexual entre nosotros. Después de año y medio cortó con su novia y acabamos liados, sólo una noche. Después yo estaba siempre a su disposicion, cuando él me necesitara y buscando y haciendo cualquier cosa por su cariño. Lloré mucho, porque lo pasaba mal cuando sentia, cuando me daba cuenta que no me quería como yo a él, cuando lo veia reir y coketear con su mejor amiga. Caí en depresión, acabé en un psicólogo y perdí 4 kilos a base de casi no comer.
Después de un mes de estar con otro chico y casi no verle fue cuando se interesó otra vez y acabamos 1 mes juntos, pero yo era consciente de que él quería a su mejor amiga y lo pasaba mal igual. Así que me resigné y quedaba con más chicos.
El día que ellos dos empezaron a salir, le dije adiós y no lo he vuelto a ver.
No me arrepiento de lo que hice, de lo que senti y de lo que lloré, pero no querría volver a repetirlo.
Y más ahora que he encontrado a un chico que me quiere y me hace feliz =)

Sí, el amor nos hace dejar de ver lo que hay o de reaccionar ante lo que vemos.

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...